Solo pueden estar bajo la protección de la tutela los menores de edad que no estén emancipados y no se encuentren bajo la potestad parental, también los incapacitados a través de una sentencia judicial por ser sujetos vulnerables y requieran de la protección de la tutela.

¿Cómo se designa al tutor? Será la propia autoridad judicial la que nombre a una persona como tutor. Para poder tomar posesión de este cargo, hay que asistir al Juzgado o Tribunal competente, y este será el encargado de supervisar y controlar las acciones del tutor legal.

Personas que pueden asumir el cargo de tutor

Para saber las personas que tienen el derecho de ser el tutor legal de un menor, debemos acudir al Código Civil. El artículo 234 establece que para poder ser un tutor se tendrá como preferencia a las personas que:

  • Al designado por el tutelado, como descrito en el artículo 233 del Código Civil.
  • Al cónyuge que conviva con el tutelado
  • Los padres
  • Las personas designadas por los padres en su última voluntad
  • Descendiente, ascendiente o hermano designado por el juez

Aunque este orden de preferencia puede ser alterado por un juez considerando las circunstancias concurrentes. También si nos encontramos en la legislación autonómica, este orden de preferencia también puede verse alterado.

Obligaciones del cargo de tutor

Para que a una persona se le pueda asignar el cargo de tutor, antes debe ser designado por un Juez. Aunque puede haber ciertas dificultades a la hora de contraer este cargo, ya sea por su edad, conflicto, relaciones laborales que permiten al tutor excusarse de la obligación de asumir este cargo, o hasta renunciar al mismo.

Si el tutelado no cuenta con un entorno familiar que pueda asumir su tutela, la autoridad judicial designará a personas jurídicas ya sean públicas o privadas sin ánimo de lucro.

Obligaciones del tutor legal

El cargo de tutor comprende de una serie de obligaciones a parte del cuidado y prestación de alimentos al tutelado:

  • Informar de forma detallada los cambios que se hayan producido en la persona incapacitada tutelada. Estado de salud, lugar de residencia y su situación personal y familiar
  • Tratar con respeto al tutelado, y viceversa
  • Deber de educar al tutelado y darle una formación en función se edad y situación personal
  • Ser responsable del tutelado y sus actuaciones
  • Hacer inventario del patrimonio del tutelado en los 2 meses después de la posesión del cargo. Este se presentará frente aun juzgado con los bienes, créditos, cargas y deudas
  • Informará anualmente de la situación económica del tutelado y rendirá cuentas por su administración

La tutela ayuda a garantizar el bienestar del tutelado, así que la legislación vigente ha puesto en marcha una serie de mecanismos para controlar su buen funcionamiento, y así ayudar a proteger la situación personal y patrimonial del menor, informando de ellas anualmente.

¿Tienes alguna pregunta? Si necesitas ayuda en cualquier procedimiento para la tutela o incapacitación en este cargo, solo tienes que contactar con nuestro abogado de familia en Madrid. Pide tu cita en nuestro bufete de abogados de Madrid y solicita cualquiera de nuestros servicios legales.

Entradas recomendadas